Acerca del autor

5G: el camino hacia una logística mejor conectada

No cabe duda de que la quinta generación transformará la conectividad móvil como se le conoce, pero sumada a dispositivos de Internet de las Cosas (IoT) propone nuevos escenarios para el mejoramiento de empresas y operaciones logísticas.

Concebida para mejorar la conectividad a través de redes, la quinta generación (5G) de tecnologías de telefonía móvil promete revolucionar numerosas industrias, especialmente a la industria logística, que se vería favorecida gracias a la rápida transferencia de datos, mismos que pueden ser empleados de manera óptima en la gestión de la cadena de suministro, los servicios de transporte y el mercado minorista, entre otros.

Cada vez, más empresas basan sus procesos de toma de decisión en datos recabados en diferentes fuentes, un proceso hoy en día normalizado que permite optimizar las operaciones y predecir el desempeño futuro. Para esto, y para consolidar procesos logísticos rápidos, seguros y confiables, los datos a los que da acceso la tecnología de quinta generación pueden llegar a ser indispensables.

Para ejemplificarlo, vale la pena mirar hacia la dupla de 5G e IoT, la cual permitiría hacer un seguimiento exhaustivo de mercancías, pues al contar con una amplia cantidad de dispositivos conectados de forma simultánea, facilita acceder a información en tiempo real con los datos más precisos posibles.

En esta oportunidad, Catálogo de Logística presenta algunas de las posibles transformaciones que implica la adopción de la quinta generación de la telefonía móvil en la industria logística.

1. Menores pérdidas gracias a la disponibilidad de datos

Con la instalación de sensores de IoT habilitados para 5G en productos es posible disponer de una gran cantidad de datos tales como ubicación, temperatura, humedad, presión e información adicional importante para administrar correctamente las mercancías en una cadena de suministro. Esto puede representarmenos pérdidas ocasionadas por errores humanos.

2. Mayor visibilidad y control sobre los sistemas de transporte

La tecnología 5G tiene el potencial de optimizar las comunicaciones de vehículo a vehículo y mejorar la seguridad vial, algo clave en tiempos en los que los vehículos autónomos ganan protagonismo. De igual manera, el 5G puede alterar de manera positiva las comunicaciones entre vehículos e infraestructura (por ejemplo, semáforos o paraderos) y contribuir al mejoramiento del tráfico, la reducción de factores de riesgo externos y la eficiencia del transporte público.

3. Digitalización de procesos y más velocidad

A diferencia de la cuarta generación, la quinta puede conectar a más usuarios y hasta cien veces más rápido. Ésta es capaz de admitir más de 1.000 dispositivos a velocidades de hasta 10 gigabits por segundo, lo cual puede implicar mayores áreas de cobertura y comunicación más rápida para abrir oportunidades en operaciones logísticas, convirtiéndose así en facilitador clave para el análisis basado en datos y la toma de decisiones con Big Data e inteligencia artificial.

4. Nuevas experiencias en ventas al por menor

Aunque las compras móviles se impulsaron gracias a la tecnología 4G, el paso a seguir es que se revolucionen aún más con la 5G, ofreciendo la posibilidad de acelerarlas y facilitarlas. Además, la quinta generación es compatible con aplicaciones de realidad virtual e inteligencia artificial aplicadas a procesos de retail.

5. Operaciones portuarias ágiles y seguras

Con 5G será posible digitalizar un sinfín de procesos aduaneros que usualmente se hacen de forma manual y tienden a complejizar la movilización de mercancías en puertos. La última tecnología, que integraría sistemas inteligentes de transporte, sensores, cámaras y dispositivos móviles conectados en red, permitiría conformar un sistema de comunicaciones integrado más ágil y fácil de controlar.

6. Aplicaciones en la nube veloces y sofisticadas

En la actualidad, diferentes software para inventarios y sistemas de gestión de información suelen estar alojados en la nube, pero la velocidad no es siempre la deseada. La lentitud en el acceso a aplicaciones en la nube podría ser cosa del pasado con tecnología 5G que, además de agilizar su funcionamiento, hace del cloud computing algo más sofisticado al facilitar la comunicación en tiempo real de dispositivos móviles con un servidor central.

7. Total compatibilidad con aplicaciones de realidad aumentada

Al admitir una red de quinta generación, las aplicaciones de realidad aumentada utilizadas en logística podrían mejorar significativamente, pues esta permitiría actualizaciones instantáneas respecto a movimientos de carga, optimizaría la experiencia del usuario en términos visuales, y aumentaría la eficiencia del personal encargado de operaciones de almacenamiento. En el corto plazo, estos desarrollos redundarían en disminución de pérdidas y menores extravíos de mercancías.

8. Óptimo desempeño y alta seguridad de vehículos autónomos

Si se ve en perspectiva, la tecnología 5G sería casi indispensable para el óptimo funcionamiento de vehículos autónomos en autopistas. Si se tiene en cuenta que la transmisión de datos en 5G es cincuenta veces más rápida que en 4G, (los datos 5G se pueden transmitir con un tiempo de retraso de tan solo un milisegundo), esta tecnología permitiría, por ejemplo, a un vehículo autónomo tomar rápida y efectivamente una decisión de maniobra, lo cual haría las carreteras más seguras y las entregas más confiables.